Reuters 163
Reuters 163

Según un informe difundido por la Agencia de Naciones Unidas para los Refugiados (ACNUR) este viernes, alrededor de 80.000 refugiados e inmigrantes llegaron a Europa en las primeras seis semanas de 2016.

El escrito destaca que los migrantes arribaron al Viejo Continente tras cruzar el mar Mediterráneo en frágiles embarcaciones. Unas 400 personas perdieron la vida en su intento de escapar de la difícil situación que atraviesan sus países.

"A pesar de lo embravecido del mar, el duro invierno y los sufrimientos que soportan al llegar, unas 2.000 personas por día siguen arriesgando sus vidas y las de sus hijos intentando llegar a Europa", señaló la ACNUR.

El 58 por ciento de los migrantes que han llegado este año son mujeres y niños, mientras que uno de cada tres de los que desembarcaron en Grecia fueron niños, frente a uno de cada diez en septiembre pasado.

Al menos 22 muertos por dos nuevos naufragios en el Mar Egeo AFP 163
Al menos 22 muertos por dos nuevos naufragios en el Mar Egeo AFP 163

A su vez, el informe remarcó que el 91 por ciento de los que llegan al continente europeo provienen de los diez países del mundo que generan más refugiados, sea por conflictos armados o persecución, entre los que se destacan Siria, Afganistán e Irak.

"La gente conoce los riesgos. Los naufragios son diarios y hay algunos que ni siquiera entran en nuestro radar", declaró la vocera del ACNUR, Melissa Fleming.

Por su parte, el responsable de la respuesta del organismo a la crisis de refugiados, Vincent Cochetel, lamentó que el programa de reubicación de refugiados entre los países de la Unión Europea no esté funcionando: "El plan es de reubicar a 160.000 refugiados en un plazo de dos años y por ahora no está funcionando, pero no por esto debemos matarlo. No tenemos un plan B".

LEA MÁS:

En ese sentido, aclaró que el gran obstáculo es que este problema recae en unos cuantos países a los que se dirigen los refugiados, mientras que el resto del espacio comunitario prácticamente no está afectado y no se siente suficientemente implicado.

Además, sobre el plan anunciado por la OTAN para frenar el tráfico de personas en el mar Egeo, el responsable consideró que todos los esfuerzos para combatir esta actividad criminal son bienvenidos, aunque aclaró que todavía no fueron enviados los detalles de cómo será.