Buscar en Infobae

Sociedad viernes 12 de diciembre 2014

Greenpeace prometió "subsanar" el daño a las Líneas de Nasca

"Haremos todo lo posible", dijo su director, Kumi Niadoo, apenas llegó a Perú para enfrentar el escándalo provocado por los ambientalistas de la ONG

viernes 12 de diciembre 201407:32

El sudafricano Kumi Niadoo, director ejecutivo internacional de Greenpeace, llegó el jueves por la noche a Perú y habló con los periodistas sobre la intervención de un grupo de activistas sobre las Líneas de Nasca.

"He venido para reunirme con las autoridades para descubrir en qué podemos ayudar respecto a las investigaciones del caso y haremos todo lo necesario para subsanar el problema", comentó a su llegada al Aeropuerto Internacional Jorge Chávez, según consigna El Comercio.

LEA MÁS: Perú rechazó las disculpas de Greenpeace y la enjuiciará por los daños a las Líneas de Nasca

LEA MÁS: Perú, "indignado" por la acción de Greenpeace en líneas de Nazca

Por su parte, el presidente peruano, Ollanta Humala, ratificó que habrá acciones judiciales contra el grupo ecologista por "invadir" el precioso sitio arqueológico de las Líneas de Nasca, a la vez que exigió una disculpa pública de parte de esa ONG.

"Espero que haya una disculpa de esta ONG, al margen de las acciones que están realizando el Ministerio de Cultura y el Ministerio de Justicia", dijo Humala este jueves en declaraciones a la televisora estatal.

"Espero que haya una disculpa de esta ONG, al margen de las acciones que está realizando el Ministerio de Cultura y el Ministerio de Justicia", afirmó Humala

Se trata de la primera reacción del gobernante, luego de que el lunes Greenpeace ingresara a la zona de geogliflos conocida como las Líneas de Nasca, para desplegar letras de tela sobre el suelo, en las que se leía "Time for change: The future is renewable" (Tiempo de cambio: el futuro es renovable).

La declaración presidencial se produce al día siguiente de que el viceministro peruano de Cultura rechazara las disculpas de un representante de Greenpeace al que recibió, debido a que la ONG no acepta haber causado un daño a las Líneas de Nasca.

Embed

"No hemos aceptado las disculpas. Ellos no aceptan el daño ocasionado", explicó el viceministro de Cultura, Luis Jaime Castillo, tras recibir el miércoles a Mauro Fernández, vocero de Greenpeace en la conferencia de las partes de la ONU sobre el cambio climático (COP20), que se realiza en Lima del 1 al 12 de diciembre.

Las Líneas de Nasca, con más de 2.000 años de antigüedad y que representan figuras geométricas, antropomorfas, zoomorfas y fitomorfas, sólo pueden ser apreciadas desde el cielo.

El gobierno de Perú anunció, esta semana, que inciará acciones legales contra los activistas de Greenpeace por haber ingresado ilegalmente a ese sitio, muy sensible a cualquier intervención.

"He podido apreciar dos mensajes", dijo Humala al referirse a la acción de Greenpeace. "Uno sobre el tema que estamos abordando acá (cambio climático), pero hay un mensaje más grande que es una falta de respeto a nuestro patrimonio cultural y a las leyes peruanas", destacó Humala.

Greenpeace deja marcas en Nasca

Las líneas, Patrimonio de la Humanidad por la Unesco, están localizadas sobre las pampas de Nasca, a 450 kilómetros al sur de Lima. La Fiscalía acogió una denuncia del Ministerio de Cultura contra los activistas de Greenpeace, para quienes se solicitó el impedimento de salida del Perú.

Según la Fiscalía, se constataron "daños irreparables" en un área de 40m2 en la zona donde está localizada la figura del colibrí.

La fiscal Velia Begazo, de la segunda fiscalía penal de Nasca, señaló que lo hecho por Greenpeace constituye "un delito contra el patrimonio cultural que es penado de tres a seis años de prisión".

Comentarios