Reuters 162
Reuters 162
 Reuters 162
Reuters 162
 AP 162
AP 162
 AFP 162
AFP 162
 Reuters 162
Reuters 162
 Reuters 162
Reuters 162
 Reuters 162
Reuters 162
 AFP 162
AFP 162
 AFP 162
AFP 162
 Reuters 162
Reuters 162
 AFP 162
AFP 162
 AFP 162
AFP 162
 Reuters 162
Reuters 162
 AFP 162
AFP 162
 AFP 162
AFP 162

La selección de Brasil llega a la semifinal con el historial a favor: nunca perdió en partidos oficiales contra Alemania. Pero en su penúltima prueba, también tendrá que afrontar el golpe anímico por la lesión de Neymar, la estrella del equipo.

Un boleto a la final del Mundial Brasil 2014 estará en juego en el estadio Mineirao de Belo Horizonte, donde arbitrará el mexicano Marco Rodríguez.

Tras derrotar a Colombia, Brasil se clasificó a las semifinales

La Seleção encara las semifinales en pleno estado de conmoción por la pérdida de Neymar por una lesión inoportuna y el país todavía se pregunta si el equipo estará a la altura para sustituir a su mayor figura.

Tanto Luiz Felipe Scolari como los jugadores, intentan que la lesión de Neymar sea un nuevo incentivo, una inyección de moral que sirva para catapultar al equipo a la final del 13 de julio en el estadio Maracaná.

Pero el equipo anfitrión tampoco podrá contar con su capitán, el defensor Thiago Silva. El pilar del sistema defensivo tendrá que cumplir una fecha de suspensión por la acumulación de tarjetas amarillas.

En el apartado táctico, Scolari hizo diversas pruebas y barajó mantener el mismo esquema de juego de los últimos partidos, lo que supondría reemplazar a Neymar por alguno de sus sustitutos naturales, o cambiar a un dibujo más defensivo, con tres volantes de contención.

En el lugar del delantero del Barcelona lo más probable es que juegue Willian, mediocampista del Chelsea, que entró en varios partidos como opción ofensiva, aunque Scolari todavía no dejó claras sus preferencias en los entrenamientos realizados en el predio de Teresópolis.

El favorito para la plaza libre en la zaga es Dante, defensa del Bayern Múnich que conoce a la perfección a sus rivales de mañana y que además aporta un plus de altura con sus 1,88 metros.

La otra opción que probó Felipão en su último entrenamiento es alinear a tres volantes centrales: Luiz Gustavo, Fernandinho y Paulinho, podrían agruparse y ser una buena alternativa para frenar a Kroos y Müller.

Alemania venció a Francia para llegar a las semifinales

Alemania, por su parte, está nuevamente entre los cuatro mejores del torneo. Aspira por fin a un gran triunfo en la etapa Joachim Low, siempre en puertas del éxito y siempre ahogado en la orilla.

El cuadro germano afronta en Belo Horizonte su cuarta semifinal seguida. Perdió con España en Sudáfrica 2010, con Italia cuatro años antes y en Corea-Japón alcanzó la final, donde fue superada precisamente por Brasil en la única cita que compartieron en una Copa del Mundo.

La presencia de Philip Lahm es la permanente intriga del preparador teutón, que ha recurrido a su capitán tanto para el centro del campo como para el lateral derecho. Es un tema de debate sin definición. Aunque da la sensación, tras el buen resultado y la firmeza que le dio ante Francia, que permanecerá en su puesto natural.

Eso mantendría en el centro del campo a Sami Khedira aunque las pocas horas transcurridas tras el último compromiso pueden crear alguna duda a Low. El jugador del Real Madrid acompañaría a Bastian Schweinsteiger y Toni Kroos. El tridente ofensivo que integran Mario Götze, Mesut Özil y Thomas Müller es incuestionable.

El cuadro germano, consolidado como un grande mundial tras presumir de trece semifinales de dieciocho participaciones en las veinte ediciones del torneo, espera enterrar la negra historia ante Brasil. Pero el anfitrión apunta a mantenerse victorioso en el historial oficial ante Alemania, para llegar a una nueva final mundialista en el Marcaná, y vengar lo ocurrido en 1950.

Probables formaciones:

Brasil: Julio César; Maicon, David Luiz, Dante, Marcelo; Luiz Gustavo, Fernandinho, Willian (Paulinho); Oscar, Hulk y Fred. DT: Luiz Felipe Scolari.

Alemania: Neuer; Lahm, Boateng, Hummels, Höwedes; Khedira, Schweinsteiger, Kroos; Müller, Özil y Klose. DT: Joachim Low

Árbitro: Marco Rodríguez (MEX)

Estadio: Mineirao de Belo Horizonte

Hora: 20.00 GMT