AP 163
AP 163
 AP 163
AP 163
 AP 163
AP 163
 AP 163
AP 163
 AP 163
AP 163
 AP 163
AP 163

Vietnam autorizó la movilización efectuada este frente a la embajada china en Hanoi en contra de que Beijing instale una plataforma petrolera en aguas disputadas del mar de China Meridional, coyuntura que ha provocado una tensa crisis y aumentado los temores de una confrontación y donde el pasado miércoles tuvo lugar un incidente entre barcos chinos y vietnamitas.

Los manifestantes, principalmente veteranos de guerra y estudiantes, desfilaron detrás de un cartel que decía "China no robes nuestro petróleo" y cantaron canciones patrióticas.

El miércoles pasado, buques chinos encargados de proteger una plataforma petrolera emplearon cañones de agua contra patrullas vietnamitas, hiriendo a seis personas, de acuerdo a lo denunciado por Hanoi.

Las tensiones entre China y Vietnam, dos vecinos comunistas pero rivales históricos, se agravaron bruscamente después de que Pekín anunciara la instalación de estructuras de perforación en este mar cuya soberanía se disputan ambos países.

A pesar de la autorización otorgada a los manifestantes, las autoridades vietnamitas mantienen un estricto control sobre las congregaciones públicas por temor a que puedan derivar en protestas antigubernamentales.

En esta ocasión, al parecer las cedieron frente a la ira pública y, al mismo tiempo, aprovechan la oportunidad para manifestar su propia indignación ante Beijing.

 AP 163
AP 163

Otras protestas similares tuvieron lugar en distintas partes del país, incluida una en la que participaron más de mil personas en la ciudad de Ho Chi Minh. Por primera vez, la prensa estatal dio una particular cobertura a estas movilizaciones.

En anteriores ocasiones, el gobierno ha disuelto violentamente las protestas anti-chinas y arrestado a los promotores de las manifestaciones porque muchos de ellos también han hecho campaña a favor de los derechos humanos y mayores libertades políticas en el país.

"Estamos airados por las acciones de China", declaro el abogado Nguyen Xuan Hien, quien portaba una pancarta en la que se leía "Hay que ser realistas. El imperialismo es muy del siglo XIX".

"Hemos tenido que recurrir a la protesta para que el pueblo chino pueda comprender nuestra ira", agregó.

El gobierno de Vietnam protestó el 1 de mayo contra la instalación de la plataforma petrolera y envió una flotilla que no logró romper un cerco de más de 50 naves chinas que protegían la instalación.


La guardia costera vietnamita difundió un video en el que se ve cuando los barcos chinos embisten y disparan cañones de agua contra las embarcaciones vietnamitas.

Debido a la más reciente confrontación en las disputadas islas Paracelso, aumentaron los temores de un posible agravamiento de las tensiones. China ocupó en 1974 las islas que antes controlaba Vietnam del Sur, al que apoyaba Estados Unidos.

Vietnam afirma que las islas están dentro de su plataforma continental y su zona económica exclusiva de las 200 millas náuticas (320 kilómetros).

China reclama la soberanía de la zona y de la mayor parte del mar de China Meridional, posición que ha llevado a la confrontación a Beijing con otros reclamantes, como Filipinas y Malasia.