Políticasábado 01 de diciembre 2012

Analizan operar nuevamente a Hugo Chávez

El periodista Nelson Bocaranda, conocido por informar sobre la salud del presidente, dio detalles sobre el misterioso viaje a La Habana. Sufre "incesantes dolores"


 

Crédito: AP

Aunque habitualmente su salud es tratada en estricto secreto, el último viaje de Hugo Chávez fue aún más misterioso. En principio, los legisladores sorprendieron el martes con un pedido extraordinario para autorizar la ausencia del presidente. Esa misma noche, partió rumbo a la isla sin cámaras ni testigos. Tampoco hubo imágenes de su llegada a la isla.

Según escribió Bocaranda en su sitio Runrun.es, el hermetismo tenía como objetivo que “no se viera el momento en que (Chávez) fue subido al avión presidencial montado en una silla para evitarle los dolores que lo aquejan al caminar”.

Una vez en Cuba, “fue bajado en una especie de poltrona, sentado, para así pasarlo a una ambulancia azul -que fue pedida a Canadá hace unos años cuando Fidel Castro sufrió una recaída de su salud- y en la que el paciente no requiere ser acostado totalmente”.

Bocaranda afirma que Chávez fue trasladado el jueves al Centro de Investigaciones Médico Quirúrgicas (CIMEQ) para ser sometido a un exhaustivo chequeo médico. Tras eso, el equipo que lo atiende mantuvo un contacto con especialistas de Brasil, España, Venezuela y Rusia.

“La decisión más importante por tomar desde el punto de vista médico es la que determinará si hace falta una operación exploratoria en la zona pélvica para así conocer el verdadero estado de los huesos que le provocan incesantes dolores”, agrega el periodista.

Por último, Bocaranda señala que en los próximos días podrían producirse uno o dos apariciones públicas de Chávez. Estas serían en el lugar donde se lleva a cabo el diálogo de paz entre el Gobierno colombiano y las FARC, en un encuentro entre Raúl Castro y Juan Manuel Santos, o en los jardines del CIMEQ.

Comentarios