Infobaedomingo 26 de febrero 2012

La incomprensible expulsión de Teófilo Gutiérrez

Iban 35 minutos del segundo tiempo, cuando Racing dominaba y tenía contra las cuerdas a Banfield. El colombiano, que había sido amonestado por molestarse con un rival, le quitó la pelota de las manos a Lucchetti y vio la segunda amarilla. La gente lo reprobó y para colmo, sobre el final el "Taladro" ganó el encuentro. Gio Moreno intentó consolarlo pero el delantero se lo sacó de encima, al igual que la escena de meses atrás entre Carrizo y el "Pato Fillol"

Comentá