Políticamartes 21 de junio 2011

Argentina reiteró ante la ONU el reclamo por la soberanía de las Malvinas

El canciller argentino, Héctor Timerman, subrayó ante el organismo que el reclamo de su país es "irrenunciable e imprescriptible". Criticó al Reino Unido por negarse a retomar las negociaciones pese a los pedidos de la comunidad internacional

Crédito: Cancillería argentina

Ante el Comité de Descolonización de las Naciones Unidas, el jefe de la diplomacia argentina reiteró "frente a la comunidad internacional el reclamo por los derechos soberanos irrenunciables e imprescriptibles" de Argentina sobre las Islas Malvinas, Georgias del Sur y Sandwich del Sur y los espacios marítimos circundantes.

Defendió, nuevamente, las peticiones sobre ese archipiélago que el Reino Unido ocupa desde 1833 y que enfrentó a los dos países en una guerra en 1982 en la que murieron 255 militares británicos y más de 650 argentinos.

Timerman recordó que la Asamblea General de la ONU instó, repetidas veces, a poner fin al colonialismo en el mundo y acusó a la otra parte de rehusarse a retomar el proceso de diálogo a pesar de los llamamientos de la comunidad internacional.

"Es como si, amparado en su calidad de miembro permanente del Consejo de Seguridad y de los privilegios que detenta en esa condición, interpretara que un conflicto militar le otorgara derechos y lo eximiera de sus obligaciones conformes al derecho internacional", agregó.

El canciller denunció también "las ilegales actividades británicas de exploración y explotación de recursos naturales renovables y no renovables en los archipiélagos y aguas en disputa". Condenó la presencia militar y sus ejercicios, lo que consideró como "un motivo de preocupación" para la región. Es "poco creíble" el discurso británico a favor de una solución pacífica de las controversias, cuando se niega a asumir sus propias obligaciones, manifestó.

En la reunión, el comité adoptó sin votación una resolución, auspiciada por Bolivia, Chile, Cuba, Ecuador, Nicaragua y Venezuela, que subraya que "el mantenimiento de situaciones coloniales es incompatible con el ideal de paz universal" del organismo.

La disputa por la soberanía de las islas Malvinas es estudiada desde 1989 por esa dependencia. Este año continúa con el caso mientras se incrementaron, en los últimos días, los cruces de declaraciones entre el primer ministro británico, David Cameron, y la presidente argentina, Cristina Kirchner.

El premier afirmó que no es un asunto negociable "mientras quieran ser territorio soberano británico" y aseguró que ése era "el punto final de la historia". La mandataria respondió calificando esas declaraciones como "casi una estupidez", al tiempo que indicó que el país sigue siendo "una burda potencia colonial en decadencia".


Comentarios