Mundojueves 12 de mayo 2011

La princesa Catherine le robó el diseño del vestido a la ahijada de Berlusconi

El vestido de novia fue el misterio mejor guardado de la boda real. Sin embargo, sólo se necesitaba mirar la foto de la ahijada de Silvio Berlusconi en su casamiento para develar el secreto

Crédito:

El casamiento entre el príncipe William y su antes prometida Kate Middleton generó expectativas en todo el mundo. Pero las ansias mayores de la audiencia eran averiguar cómo luciría la novia.

Fueron varios los rumores que circularon al respecto, como ser que ella misma sería la diseñadora del modelo. Pero poco antes del 29 de abril se supo que la sucesora de Alexander McQueen, Sarah Burton, había sido la elegida para tal misión.

Cuando la duquesa de Cambridge abandonó el hotel y se dirigió a la Abadía de Westminster ya no había más dudas: el vestido era hermoso y seguía el protocolo.

Fueron varios los diseñadores que salieron a halagar el buen gusto de la princesa; los mismos que ahora deberían hablar también de Isabella Orsini.

Dos años atrás, en 2009, la ahijada del primer ministro italiano Silvio Berlusconi se casó con el príncipe Eduardo de Ligne en Bélgica. Para la ceremonia, Isabella lució ese mismo modelo, sólo con un encaje distinto.

El diario español El Mundo devela el secreto y además asegura que el origen del traje es justamente Bélgica, dado que fue diseñado por Gerald Watelet.

Los medios belgas notaron el evidente parecido y no se perdieron la oportunidad de resaltar la falta de originalidad de la princesa Catherine, a la que ahora bautizaron como "Copy-Kate".

La ahijada de Berlusconi habló al respecto y aseguró que ni bien vio a la duquesa de Cambridge con su vestido se dio cuenta de la semejanza y de que Kate tenía buen gusto.