Sociedadsábado 06 de noviembre 2010

En una balacera, muere "Tony Tormenta"

El líder del cártel del Golfo cayó en un enfrentamiento en Matamoros con efectivos de la Marina. Medios locales aseguran que habría cerca de 50 muertos. El reportero Carlos Alberto Guajardo falleció mientras cubría los hechos

El intenso intercambio de disparos entre grupos narcos enfrentados entre sí y  fuerzas militares en el que murió uno de los más peligrosos jefes del narcotráfico mexicano comenzó a las 10 y media de la mañana y finalizó después de las 16.

La balacera, que tuvo lugar en el sur de la ciudad, comenzó con una serie de detonaciones de grueso calibre y varios granadazos, a partir de los cuales se desataron los disparos de arma de fuego.

La ciudad, fronteriza con los Estados Unidos, está inmersa en la disputa entre dos cárteles del narcotráfico, al igual que el resto del estado, donde se registraron miles de víctimas mortales este año.

"Tony Tormenta", (ver foto) alías de Antonio Ezequiel Cárdenas Guillén, era uno de los capo narcos más buscados por la DEA y las autoridades mexicanas, que ofrecían más de dos millones de dólares a quien pueda aportar información sobre su paradero.

Tras la batalla campal, fue encontrado el cuerpo del periodista Carlos Alberto Guajardo Romero, de 36 años, fotógrafo del periódico Expreso de Matamoros.

Guajardo estaba a bordo de una camioneta Ford Lobo color blanco y fue reconocido por su hermano, también periodista.

"Tormenta" asumió el control del Cártel de Golfo luego de que su hermano Osiel Cárdenas Guillén, el ex líder de la banda, fuera preso en los Estados Unidos.

"Tony" compartía el poder del cártel con Jorge Eduardo Costilla, alias "el Coss", y según los investigadores habrían estrechado vínculos con la mafia italiana para traficar drogas a través de los Estados Unidos hacia Europa.

Versiones extraoficiales indican que los enfrentamientos se desataron tras la detención de "Tony Tormenta", aunque medios locales aseguran que la balacera fue producto del enfrentamiento de ambos grupos armados.


De acuerdo con la prensa local, la ciudad se vio invadida por vehículos militares de gran porte, y los enfrentamientos se extendieron durante más de 6 horas.

Según la Secretaría de Marina, junto con "Tony Tormenta" habrían sido abatidos otros cuatro capo narcos, mientras que la Armada reportó dos soldados muertos y el Ejército, uno.


Por la tarde, comenzó una nueva balacera en donde se escucharon explosiones de bazucas y granadas y una lluvia interminable de disparos de armas de grueso calibre, lo que ocasionó la histeria colectiva.


Durante el enfrentamiento entre militares y dos bandos del crimen organizado se registró el sobrevuelo de por lo menos tres helicópteros militares.

Guajardo era reportero del periódico Expreso de Matamoros, donde se encargaba de cubrir los temas policiales. El periodista había acudido a un punto de la ciudad donde se registraba un enfrentamiento entre hombres armados y fuerzas federales, revelaron familiares de la víctima.

Con éste suman 66 periodistas asesinados en México desde 2000, de acuerdo a la Comisión Nacional de Derechos Humanos. La mayoría de los crímenes se atribuye a la delincuencia organizada y está impune.

El Gobierno activó esta semana un plan de protección para periodistas, aunque por el momento únicamente se le ha dotado de carácter jurídico y falta articular su contenido (ver nota relacionada).

Comentarios