Políticaviernes 20 de agosto 2010

Cuba: el 54% de las tierras que fueron dadas a los agricultores están improductivas

El régimen de los Castro admitió que sólo el 46% del millón de hectáreas entregadas en usufructo a unos 100.000 agricultores en los dos últimos años está en producción, debido a plagas, falta de recursos y sequía

Crédito: AP

"Solo el 46% del total entregado está en utilización", indicó al diario Juventud Rebelde, Pedro Olivera, director del Centro Nacional de Control de la Tierra, encendiendo una luz roja en la producción de alimentos, un asunto "estratégico" al cual las autoridades cubanas dan absoluta prioridad.



El funcionario añadió que el 54% de esas parcelas permanece aún improductivo por "volúmenes altos de infestación de marabú con que se entregaron, la carencia de recursos y medios de trabajo y la sequía que ha azotado al país".



En septiembre de 2008, el presidente Raúl Castro comenzó la entrega de parcelas de tierras estatales ociosas o deficientemente explotadas en usufructo a personas o cooperativas campesinas que lo solicitasen, en busca de un aumento urgente de la producción de alimentos.



Muchas de esas tierras estaban cubiertas de marabú, un arbusto espinoso que crece en plantones tupidos y constituye una verdadera plaga de rápida propagación muy difícil de eliminar.



Según Olivera, "se han entregado 1.007.112 hectáreas, lo que representa el 57% del fondo inicial de tierra existente", para el reparto, y alrededor de un 30% de las tierras cultivadas en la isla, según otras fuentes oficiales.




El funcionario también reconoció deficiencias y atrasos en el proceso de reparto de las parcelas.



"Hasta la fecha se han recibido 133.900 solicitudes de tierra, de las cuales se ha aprobado el 83%, en un proceso que se ha caracterizado por la falta de agilidad en la conclusión de los expedientes, debido a dificultades con la preparación y capacitación del personal", sostuvo.

 

Para el Gobierno de Raúl Castro, la producción de alimentos es un problema "estratégico" de alta prioridad, pues la isla invierte anualmente entre 1.500 y 2.000 millones de dólares en importarlos.



Cerca del 80% de la canasta básica que compran los cubanos a precios subsidiados es de importación, y la mayoría de esos artículos se pueden producir en el país, sostiene el mandatario.

Comentarios