Políticamiércoles 07 de abril 2010

La Policía amenaza seguir acuartelada en el interior de Santa Cruz

Aunque el gobernador Daniel Peralta otorgó por decreto un aumento de entre $ 800 y $1000, este sólo fue aceptado por la cúpula de la fuerza en Río Gallegos y El Calafate. La adhesión a la medida es de entre el 70 y el 80 % en las principales ciudades

En Río Gallegos aceptaron el aumento ofrecido por el gobierno y en El Calafate no adhirieron a la medida, pero el acuartelamiento iniciado el día lunes a las por efectivos de la Policía de Santa Cruz persigue con alto acatamiento en el interior de esa provincia.

Según publica el diario Opi de Santa Cruz, hasta ayer por la noche en Caleta Olivia se siguía registrando un 80% de acatamiento; Pico Truncado veía afectada por la medida a la Seccional Primera, Segunda, Alcaldía y Bomberos; en Piedra Buena dos comisarías estaban ocupadas; en Perito Moreno el personal estaba dentro de las dependencias y tanto el banco Santa Cruz como el Nación, cuentan con custodia de Gendarmería para funcionar. Además, en Río Turbio y 28 de Noviembre el personal estaba acuartelado en un 70%; en Las Heras un 80% y en Puerto Deseado un 80%.

Ayer en se registraron dos marchas de familiares del personal policial autoconvocados, una tuvo lugar en Pico Truncado y otra en Caleta Olivia y en ambas se expuso que la medida de fuerza será extendida hastaque no se resuelva el aumento al sector.

Asimismo, una convocatoria ha corrido en las últimas horas distintas comisarías de la provincia -incluyendo las dependencias de Río Gallegos-, el mensaje insta al personal femenino de la fuerza a autoacuartelarse a partir de mañana en apoyo y solidaridad con sus compañeros que permanecen en las comisarías del interior.
 
Ayer el Gobernador ordenó a sus funcionarios salir al interior de la provincia para explicar los alcances del Decreto e informar en forma directa a los cuadros en conflicto la forma y los alcances del aumento y la Gendarmería fue convocada para hacerse cargo de la seguridad de Bancos y Juzgados.

El ministro de Gobierno de Santa Cruz, Carlos Barreto, expuso que "el aumento salarial ofrecido no fue consecuencia de ningún reclamo" sino "una decisión del gobernador de incluir al personal policial en las mejoras de sueldo del resto de la administración pública" y agregó que no tienen problemas en seguir dialogando siempre que se haga en un marco de razonabilidad.

Los efectivos policiales persisten en la posición que el salario de bolsillo sea de $ 4.500 para un agente recién ingresado y se aumente el salario familiar. Dijeron que la medida continuará hasta el día viernes y no descartan que se pueda profundizar si no se revé la medida salarial adoptada.

Aumento por decreto

El gobierno de Santa Cruz otorgó el lunes pasado un aumento a la Policía provincial, que fue aceptado por la cúpula de la fuerza en Río Gallegos.

El gobernador Daniel Peralta dispuso, a través del decreto 520/10, aplicar un incremento a la fuerza policial ya que no existe para ese sector el ámbito de discusión paritaria y ante las manifestaciones de protesta de los efectivos como de sus familiares, que marcharon por distintas ciudades para reclamar mejoras salariales.

El decreto fue firmado luego de que los agentes de Caleta Olivia, Las Heras, Pico Truncado, Río Turbio, 28 de Noviembre y Comandante Luis Piedra Buena se autoacuartelaran en las comisarías de esas localidades.

De esta manera, un agente que recién ingrese a la Policía de Santa Cruz de los 3.200 pesos que percibe actualmente pasará a cobrar entre 4.000 a 4.300 pesos de acuerdo a las cargas sociales.