Infobaemartes 25 de agosto 2009

Los libros de autoayuda podrían hacer mal

Así lo reveló un estudio canadiense. Dice que las personas depresivas pueden verse alteradas debido a que estos apuntan a potenciar lo positivo de cada uno, lo que entra en contradicción con la visión que estos individuos tienen de sí mismos

Crédito:
Los libros de autoayuda no harían tan bien como sus escritores, editoriales y hasta fanáticos aseguran, según indicó la psicóloga canadiense Joanne Wood, que incluso se animó a decir que pueden provocar efectos negativos en las personas.

En su estudio, publicado en la revista Psychological Science, la mujer observó que estos textos pueden afectar a las personas con muy baja autoestima ya que, en general, las líneas apuntan a potenciar lo positivo de cada uno y esto se contradice con la visión que estas personas tienen de sí mismas. Así, frases como "tu puedes" o "eres el mejor" entran en disonancia con la imagen que se hacen ellos, generan más depresión y refuerzan la autopercepción.
 
En el mismo sentido se expresó Bernardo Stamateas, psicólogo y autor de libros de autoayuda, quien opinó que "hay una 'autoayuda' light, plagada de consejos como 'abraza un árbol y bésalo', 'quererte', 'decirte en el espejo que sos lindo', y si una persona tiene baja estima, depresión o una fobia, por más que repita esas frases no sólo no sanará su problema de raíz sino que le agregará una nueva frustración".
 
"Ningún libro de autoayuda le cambia la vida a nadie, no es una varita mágica, sólo intenta ser un 'disparador' para repensar ciertos temas como cuando un amigo nos da un consejo o nos cuenta una historia y eso nos hace reflexionar. Y nunca suplanta una terapia psicológica, que ayuda a ir a la raíz del problema y siempre es recomendada, así como un libro que nos hizo bien", añadió.

Por su parte, la psicoanalista del Centro Dos Miriam Mazover dijo que "el problema de los libros de autoayuda es que tienen consignas universales y borran lo particular de cada subjetividad. Esto no es eficaz y puede ser nocivo. Ningún consejo es aplicable a todos. Si las indicaciones son acéfalas, sólo se logra un acting (un acto sin subjetividad). Los tratamientos personalizados siempre tienen en cuenta la estructura psíquica de cada uno", publicó el diario Clarín.