Mundomiércoles 21 de enero 2009

Las hijas de George Bush aconsejaron a niñas de Obama que se diviertan

Las mellizas ofrecieron un consejo a las hijas del nuevo presidente Barack Obama: deslícense por los pasamanos y recuerden quién es realmente su papá

Barbara y Jenna Bush, de 27 años, reflexionaron sobre sus años en la Casa Blanca en una carta abierta para Malia Obama, de 10 años, y su hermana Sasha, de siete, publicada el martes en el diario Wall Street Journal.
 
"Nosotras también vimos la Casa Blanca a través de los ojos inocentes, optimistas de la niñez", escribieron, reconociendo su perspectiva a los siete años cuando su abuelo George W. Bush juró como el presidente número 41 en 1989. 
 
Las mellizas regresaron a la Casa Blanca el 2001, luego de que su padre fue elegido como el presidente número 43 de los Estados Unidos. "La Casa Blanca nos recibió de vuelta y no hay duda de que es un lugar mágico a cualquier edad", escribió Jenna, una autora y maestra de escuela, y Barbara, quien ha trabajado para varios museos y organizaciones de caridad.
 
Las mellizas aconsejaron a las hijas de Obama que "lo absorban y disfruten todo", debido a lo rápido que pasan cuatro años. Pero ellas también les ofrecieron consejos específicos: Rodeense de amigos leales, si viajan con su padres durante Halloween, no dejen de hacer aquello que harían normalmente, atesoren sus mascotas, deslícense por el pasamanos del solárium, vayan a juegos de "T-ball", hagan fiestas en la piscina y jueguen en el patio de la Casa Blanca.
 
Pero las mellizas Bush también advirtieron a las chicas Obama que su vida en la Casa Blanca podría no ser siempre fácil, con su padre retratado de una manera diferente a como lo conocen. "Mucha gente creerá que lo conoce, pero no tienen idea de cómo se sintió cuando nacieron, el orgullo que experimientó en su primer día de escuela, o cuánto aman ser sus hijas", escribieron.
 
"Así que aquí está el consejo más importante: recuerden quién es realmente su papá", concluyeron.

Comentá